Purificar el ambiente con helechos es así de fácil.



Arbustivos, estilizados, de oscuras hojas verdes a hojas plateadas y verde grisáceo: puedes encontrar
helechos en múltiples formas y colores con hojas que también pueden variar considerablemente, rizadas, con forma de pluma o sin ninguna floritura... en cualquier caso, al colocarlos en una estancia conseguirás purificar el ambiente de la misma, así de sencillo. Su valor decorativo y la variedad que puedes encontrar te permitirá colocarlos en diferentes lugares.

Origen
Los helechos son uno de los tipos de planta más antiguos del mundo. Algunos fósiles de helechos tienen una antigüedad de 420 millones de años y, durante muchos años, los helechos fueron la planta más común sobre la superficie terrestre. De hecho, las vetas de carbón están formadas a partir del residuo de helechos marchitos, entre otros elementos.
Existen más de 10.000 especies distintas que crecen en cualquier lugar en el que llueva de vez en cuando.
Solamente los desiertos y las regiones cubiertas permanentemente de nieve carecen de estas plantas en sus paisajes. Los helechos que se utilizan en los hogares como plantas de interior provienen en su mayor parte de regiones tropicales y subtropicales.


Elige la tuya
Los helechos más populares de los Centros de Jardinería son los “cuerno de alce” (Platycerium), los “nido de ave” (Asplenium), los “pata de conejo” (Davallia), el “helecho azul” (Phlebodium), el “cabello de Venus”
(Adiantum), el “helecho acebo” (Cyrtomium), “helecho temblón” (Pteris) y “helecho botón” (Pellaea). 
Las especies con el follaje más duro y resistente son las más sencillas de cuidar porque evaporan menos humedad. Como helechos colgantes, los más utilizados son el cuerno de alce y el nido de ave.

Cuidados básicos
● A los helechos les gustan los espacios luminosos pero no a pleno sol.
● No hay que regar la planta por encima sino que el agua debe de ir directamente al sustrato,
asegurándonos de que éste permanece siempre húmedo.
● Los helechos se encuentran a gusto en zonas con alta humedad como la cocina o el baño.
● Si no hay más remedio que situar el helecho en una habitación con aire seco, sitúa la maceta un
bol con agua que pueda evaporarse alrededor de la planta.
● Abona la planta una vez cada 3 o 4 semanas durante la etapa de crecimiento.
● Los helechos disfrutan al ser pulverizados con agua de vez en cuando.
● Debes retirar las hojas viejas o amarillas.

Comentarios